• España

Recomendaciones para seguir el método Lev en vacaciones

Recomendaciones método Lev en vacaciones

Estamos en pleno verano y también en la época del año en que más personas se van de vacaciones. Aunque no tengas ningún viaje planeado, seguro que las vacaciones te hacen romper con tu rutina y eso supone que salimos a comer o a cenar más a menudo, que pasamos más tiempo fuera de casa, nuestros horarios cambian… En definitiva, es más difícil seguir con nuestro método Lev.

Para que te resulte un poco más sencillo seguir las pautas del método Lev y no pasarte de la raya estas vacaciones, hemos preparado un post con consejos que te ayudarán a sobrellevarlo. Seguro que con tu fuerza de voluntad y algunas de nuestras recomendaciones, el método Lev te acompañará todas las vacaciones.

¡Empezamos!

Mantener los horarios de las comidas

Aunque nuestros horarios cambien y nos levantemos más tarde, nos vayamos a dormir más tarde y pasemos más tiempo fuera de casa, durante las vacaciones es positivo que mantengas tus horarios de comida. De esta forma, podrás seguir comiendo 5 veces al día sin ver alterada tu rutina.

Sabemos que puede ser complicado, pero el método Lev tiene tantas soluciones y alimentos como necesites. Además, antes de irte de vacaciones puedes pasar por uno de nuestros centros para que nuestros expertos te aconsejen y puedas idear un plan perfecto para tus vacaciones.

 

Huir del todo incluido

Si te vas fuera de casa y has elegido un hotel “todo incluido” es importante que no pierdas el control. Aunque cuando estamos de vacaciones solemos comer más o darnos algún capricho, es aconsejable que sigas tu rutina. Por ejemplo, aunque el hotel tenga un buffet enorme de bollería, puedes optar por comer una tostada con aceite de oliva, yogures desnatados o fruta, dependiendo de la fase del método Lev en la que te encuentres.

Otro aspecto a tener en cuenta son las bebidas alcohólicas. Como te explicamos en otro post, las bebidas alcohólicas contienen más calorías que muchas otras. Por eso, no es obligatorio que renuncies a un mojito, una cerveza o una copa de vino, pero debes tener en cuenta el aporte calórico de este tipo de bebidas sin olvidarte de disfrutar y pasarlo bien.

Lleva snacks contigo

Si mantener los horarios de comida es importante, tener algo que llevarse a la boca para matar al gusanillo también lo es. Para no caer en la tentación de comprar cualquier cosa (normalmente poco saludable) te recomendamos que elijas tus snacks de Lev favoritos y te los lleves de vacaciones. Ahora te puede parecer una tontería, pero tras una mañana en la playa, un paseo por una ciudad desconocida o una excursión por la naturaleza, tener tus snacks favoritos te parecerá fabuloso.

Evitar cenas copiosas

 En verano apetecen las cenas en la terraza con amigos y familia. Cenas que se alargan y que tras un picoteo de categoría parecen no terminar jamás. Si la cena la organizas tú, recuerda que puedes preparar estos canapés saludables para disfrutarla sin tener que pensar en calorías.

Es recomendable evitar las cenas copiosas. No solo por las calorías, sino también porque te resultará más pesada la digestión y más difícil dormir y las vacaciones están para descansar, ¿no?

Busca restaurantes con opciones saludables

Por último, ¿Te vas de viaje y vas a estar muchos días comiendo fuera? Busca restaurantes con opciones saludables a tu alrededor. Cuidarse está de moda y cada vez hay más opciones para comer de forma saludable en todas las ciudades. Entre el auge de la comida healthy y de las redes sociales, te será muy sencillo elaborar una lista con algunos restaurantes en los que poder disfrutar comiendo sin preocuparte de las calorías.

Como ves se trata de trucos sencillos que te ayudarán a seguir el método Lev mientras estás de vacaciones. ¿Tienes la maleta preparada?

Comparte esta Publicación
  , , , , ,