fbpx

Los mejores deportes para practicar en vacaciones

Deporte vacaciones

Practicar deporte en verano puede parecer poco atractivo; hace calor, sudamos al mínimo movimiento y apetece más descansar que estar activo. Sin embargo, no conviene descuidar este importante pilar de nuestros hábitos de vida, así que ¿por qué no nos animamos a realizar disciplinas divertidas, agradables y que se salen de nuestra rutina?

Natación

Nada es un deporte sencillo que casi cualquier persona puede realizar, incluso aquellas personas con problemas de movilidad o enfermedades incapacitantes del sistema locomotor, como la artritis. Sin embargo, conviene no olvidar que, aunque el río y el mar son sitios espectaculares donde practicar la natación, hay que ser muy cautelosos si no conocemos la zona o las condiciones atmosféricas no son las ideales; los ahogamientos suceden, de manera lamentable, mucho más frecuentemente de lo deseable. Y siempre vigilando a los más pequeños.

 

Senderismo

Caminar es también un deporte muy sencillo y que apenas requiere de material. Además, nos permite descubrir rincones de la naturaleza que jamás hubiéramos imaginado experimentar de otra manera. Con suerte, incluso podemos descubrir un rincón relajante al lado de unas pozas (¡cuidado si no conoces la zona!). Debido a las altas temperaturas de la estación, las mejores horas para lanzarse a esta aventura es en las primeras horas de la mañana y las últimas de la noche. ¿Te imaginas terminar la jornada vivaqueando al lado de una hoguera bajo un cielo estrellado sin contaminación lumínica?

 

Piragüismo

Vale, si se trata de ejercitar el tren superior, o sea, los brazos, igual el pádel o el tenis son deportes más sencillos (y que también son muy recomendables de practicar en verano). Pero recorrer un río en kayak o canoa ofrece algo más: explorar la naturaleza. Aunque parezca un deporte muy exigente (y un poquito lo es), es también ideal para practicar con la familia; niños y mayores pueden realizarlo y existen muchas zonas donde practicarlo.

 

Buceo

No es apto para todas: se necesita una licencia, saber nadar, tener más de 14 años y no sufrir ciertas enfermedades. Además, y aunque se puede alquilar el material, el desembolso económico hay que considerarlo. Sin embargo, una vez nos sumergimos en el agua todo lo anterior deja de importar, el buceo es una actividad relajante como pocas y, encima, podemos viajar a un universo tan cercano como desconocido. Si lo pruebas, seguramente lo repitas.

 

Barranquismo

El descenso de barrancos se ha hecho muy popular en los últimos años. Combina la gimnasia con la escalada y consiste en sortear barrancos y cañones. Aunque se trata de una actividad que exige unas habilidades específicas, un material adecuado y una formación especializada, algo tiene cuando cada vez más personas se animan a practicarlo.

¿Ya te has preparado para iniciarte con alguna disciplina este verano?

Pide tu cita
WhatsApp WhatsApp Lev®