10 cambios saludables para empezar desde hoy.

10 cambios saludables para empezar desde hoy

Cada vez son más las personas conscientes de la importancia de tener hábitos saludables. Tenemos que ser conscientes de que ser saludable es más que un acto puntual, es un estilo de vida.

Hay muchas razones para querer llevar una vida más saludable. A veces es el exceso de peso, otras veces es la salud y otras es la voluntad de ponerse en buena forma. Aunque los motivos sean diferentes en cada caso, todos tienen algo común: es un gran desafío.

El desafío de transformar hábitos saludables en un estilo de vida no es fácil, ¡pero es posible de alcanzar! No tiene que ser un cambio drástico. Se empieza por dar pequeños pasos, pequeños cambios que nos llevarán a alcanzar nuestros objetivos gradualmente.

Siguiendo este fundamento, te presentamos 10 cambios saludables que puedes comenzar desde hoy. ¡Sí, hoy mismo! Recuerda este día como el día en que iniciaste uno de los cambios más importantes de tu vida: ser saludable.

¿Preparada? Aquí están:

1- Elimina los azúcares

¿Sabías que la alimentación influye en tu bienestar psicológico? Sí, tu cuerpo y tu mente van a agradecer este cambio. Los azúcares son considerados adictivos. Cuanto más tomamos, más deseamos. A partir de hoy, deja de lado todos los azúcares.

Si tienes un deseo incontrolable, piensa en una alternativa saludable. Lev puede tener la solución que buscas. Existen varias opciones saludables que satisfacen tu deseo por los dulces: crepes, mermeladas, chocolates, galletas, etc. ¡Todo esto sin perder la figura! Comer para adelgazar es el lema de Lev, y también puede ser el tuyo.

2- Usa protector solar todos los días

Los cambios saludables no siempre tienen resultados inmediatos. El uso del protector solar es una sugerencia muy importante. Los expertos defienden que debe ser utilizado en verano y también en invierno.

¿Sabes por qué? Los rayos ultravioleta, responsables de los daños en la piel, están presentes a lo largo de todo el año. ¡En serio! Aunque estés más expuesta al sol en verano, las nubes, la lluvia y el viento no te protegen del sol durante otras estaciones.

3- Sonríe mucho

¿Sabías que sonreír es una de las mejores terapias que existen? Los estudios demuestran que, al sonreír, se potencia el buen humor.

Sonreír también es una manera de generar un buen ambiente a tu alrededor. Si estás en el trabajo, en casa o en cualquier otro ambiente, sonreír siempre es la mejor opción. Además, es una gran manera de quemar calorías. ¿A quién no le gusta sonreír? ;)

4- Camina

Caminar es una forma de hacer ejercicio físico, ¿verdad? Pero también es un medio de transporte. Siempre que puedas, evita el coche y otros medios de transporte y camina.

Salir a caminar puede ser una buena actividad social. ¿Qué tal una caminata con los amigos? ¿Con la familia? Una gran oportunidad para ponerse al día de las novedades y aprovechar para acelerar el metabolismo.

5- Haz listas

Si no eres adicta a las listas, es porque no las haces regularmente. Las listas de tareas, del inglés “to do lists”, son parte de los cambios saludables que puedes comenzar desde hoy. Pero, ¿en qué pueden ayudarte? Las listas son una gran manera de organizarse, de tener control de las tareas y de sentir que está todo controlado. Son de gran ayuda para reducir el estrés y para quien no tiene buena memoria. ¿Qué te parece empezar por la lista del supermercado? ;)

6- Duerme temprano y bien

No siempre es fácil dormir temprano. Algunas personas tienen actividades que les impiden acostarse pronto. Aunque puede ser un desafío, intenta comenzar con este nuevo hábito hoy mismo. Una noche bien dormida requiere al menos 7h/8h de sueño. Al despertar, te sentirás con más energía.

7- Haz planes

La vida es un equilibrio entre obligaciones y placeres, ¿verdad? La balanza no está siempre equilibrada, pero debemos hacer un esfuerzo para que así sea. Hacer planes, ya sean personales o profesionales, es un hábito muy saludable. La razón es simple: los planes implican una cierta organización, lo que significa menos estrés, más productividad y mayor bienestar. Si los planes son a nivel personal, como por ejemplo unas vacaciones, te van a hacer todavía más feliz.

8- Ejercita el cerebro

El cuerpo no es lo único que necesita ejercicio. ¿Recuerdas los consejos que te dimos para estimular el cerebro? ¡Comienza este hábito hoy mismo! Deja la televisión a un lado y lee un libro, cuenta una historia o escribe.

9- Disfruta del momento

La vida agitada nos hace aferrarnos a los planes del futuro, olvidándonos a menudo de valorar el momento. ¿Cuántas veces te has parado a pensar esto? ¡Cambia hoy este hábito!

Aprovecha cada momento de tu día y sé consciente de ello. Esto se aplica a cualquier actividad que hagas, ya sea seguir una alimentación saludable, ir al gimnasio o cenar con la familia. Disfruta y recuerda que los cambios saludables no siempre son los más obvios.

10- Arriesga

Arriesgar es salir de la zona de confort. Esto se puede aplicar a varios contextos. ¡Si todavía no arriesgas, hazlo ahora! ¿Qué tal probar una nueva clase en el gimnasio? Puede ser algo tan sencillo como eso.

¡Estas son nuestras propuestas de cambios saludables! ¿Lista para empezar? ¡Buena suerte!

GuardarGuardar

Compartir esta publicacion
  , ,